BIOGRAFÍA

Sergio Barba nació en Málaga en 1980. Lo que más le gustaba hacer en su infancia era dibujar y crear historias con esas viñetas que imaginaba. Siempre ha amado el cine en todas sus formas, y en 2016, haciendo varios cortos experimentales con unos amigos, despertó una enorme pasión por crear cine, por contar historias. Desde ese momento, y de manera autodidacta, escribe y dirige sus propias obras, desarrollando casi toda su labor profesional en el ámbito de la dirección y la producción cinematográfica independiente.

En 2017 dirigió La Pizarra Blanca, su primer cortometraje, rodado con muy pocos medios y que tocaba los géneros del terror y el suspense, obtuvo 6 selecciones oficiales y 2 segundos premios en festivales de cine.

En 2019, rodó un cortometraje que significó un antes y un después para él, Mi Estrella, un drama en el que Sergio Barba ofrece una visión de la enfermedad de Alzheimer desde un punto de vista muy personal, con el que logró 20 selecciones selecciones oficiales y 3 premios, uno de ellos la Neuronita de Plata, en la I Edición del Memorables Film Festival del Centro Alzheimer Fundación Reina Sofía. También destaca el Premio al Mejor Director de Cortometrajes en Sol Russian Film Festival en Torrevieja.

En 2020, volvió a ponerse detrás de las cámaras para rodar "Equipaje de Mano", una intensa historia de violencia de género, que acumuló un segundo premio y 12 selecciones oficiales, uno de ellas en el Festival Internacional de Cortometrajes y Cine Alternativo de Benalmádena, además de quedar semifinalista en el Festival del Cinema di Cefalù.

A principios del 2021, hizo debutar a su hijo en "HÉORES", un micrometraje de un minuto de duración sobre la nueva normalidad del COVID-19 desde el punto de vista de un niño de 3 años.

En abril del 2021, Sergio fue seleccionado de entre 1.300 participantes de España y Latinoamérica como uno de los 198 creativos que participarían en el Hackathon del Festival de Málaga (Hack MAFIZ), destinado a los nuevos talentos del sector audiovisual, resultando ser finalmente uno de los ganadores de esta primera edición.

A finales de año, rodó el que es hasta ahora su último cortometraje, "El número de Dios" de casi 20 minutos de duración, un trabajo diferente a todo lo que ha hecho hasta ahora, con cierto toque canallesco, donde cuenta una historia con tintes de cine negro ambientada en la Costa del Sol.

Actualmente está en fase de desarrollo de un nuevo corto, y ultimando el guión de lo que será su ópera prima, su primer largometraje como director y que tiene previsto rodar en Málaga próximamente.